domingo, 17 de octubre de 2010

El vertido de lodo rojo en Hungria, una nueva consecuencia de la irresponsabilidad capitalista

El diario digital húngaro "Népszabadság" difundió en su edición de este miércoles que el ex director de la empresa MAL, Zoltán Bakonyi, detenido bajo el cargo de acusación por negligencia, tenía conocimiento del deteriorado estado en que se encontraba el dique que cedió el pasado día 4, y que ha ocasionado el peor desastre ecológico en Europa. Ademas, trabajadores de la empresa fueron amenazados con ser despedidos si denunciaban el daño de la balsa.

Parece ser que los empleados de la empresa MAL, que ocasionó el derrame del llamado "barro rojo" en el suroeste de Hungría, denunciaron este miércoles que recibieron amenazas de despido si se atrevian a denunciar el deteriorado estado en que se encontraba la balsa de acumulación de residuos contaminantes que ocasionó la tragedia ambiental el pasado 4 de este mes.

Los trabajadores aseguraron que el ex director de la metalúrgica, Zoltán Bakonyi, tenía conocimiento del mal estado en que se encontraban las paredes de una balsa que registró serias filtraciones a comienzos de mes y que terminó cediendo a la acumulación del lodo tóxico.

El vertido de lodo rojo tóxico comenzó el pasado 4 de octubre, cuando el dique donde estaba el material se rompió por las fuertes lluvias. El barro rojo se extendió a varios pueblos de los alrededores causando quemaduras e irritaciones en los ojos a los pobladores de las zonas cercanas.

El pasado lunes, el ex director de la empresa MAL fue detenido por las autoridades bajo el cargo de acusación por negligencia, mientras el Estado intervino las actividades de la corporación.

Por otro lado, la ONG WWF-Adena, denunció la existencia de una serie de fotografías que fueron tomadas en junio de este año y que reflejan las filtraciones que ya venía presentando las paredes del dique que dio inicio a lo que puede ser la tragedia "más grande de Europa" de acuerdo a lo estimado por el presidente de Greenpeace en Hungría, Zsolt Szegfalvi.

Por su parte, la Oficina Central de Investigaciones de ese país ya ha recolectado más de 20 testimonios contra el ex director, Zoltán Bakonyi, proporcionados por varios directivos de la empresa.

Los efectos del lodo tóxico ya han causado la muerte de nueve personas y unos 150 heridos de los cuales cincuenta permanecen hospitalizados por quemaduras de diversa consideración y traumatismos causados por la violencia de la ola contaminante.

Organizaciones ecologistas y pacifistas internacionales exigieron a las autoridades húngaras que den a conocer los antes posible la composición exacta del vertido de lodo luego de realizar los análisis correspondientes, así como una posible contaminación del aire.

Debido a la alta concentración de polvo en suspensión, miembros de Protección Civil recomendaron a los trabajadores que cumplen labores de limpieza, el cambio de las mascarillas protectoras cada dos horas. Algunas investigaciones han asegurado que los habitantes de la zona pueden ser afectados de silicosis.

La contaminación de lodo tóxico llegó el pasado jueves hasta el río Danubio, el segundo cauce más grande de Europa que pasa por territorio croata, serbio, búlgaro, rumano, moldavo y ucraniano.

Conforme avanzan las investigaciones parece que nos encontramos ante otro típico caso de actuación irresponsable de las empresas capitalistas, que con el fin de reducir gastos y aumentar beneficios desatienden tanto la seguridad de sus trabajadores, de los posibles consumidores, y del medio ambiente.

http://elpolvorin.over-blog.es/article-empresa-responsable-del-derrame-de-lodo-toxico-en-hungria-amenaza-con-despedir-a-empleados-58917889.html
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...